Saturno devorando al capitalismo

Me llamó la atención el afiche preparado por la Vicepresidencia para difundir el seminario internacional denominado “Teorías Estratégicas del Estado” que se desarrollará en la ciudad de La Paz, durante los dos días anteriores al Censo. Destaca, en fondo negro, la pintura denominada “Saturno devorando a un hijo” de Francisco de Goya que muestra al dios emergiendo de la oscuridad como dueño del mundo y tragando el cuerpo adulto de uno de sus hijos.  Cuenta la mitología que Saturno se unió en matrimonio con Rea y que tuvieron muchos hijos, pero Gea vaticinó que uno de ellos le arrebataría el poder y para evitar este mal presagio devoró a todos ellos. Algunos intérpretes del siglo XIX, explicaron que esta pintura negra representa una alegoría del Santo Oficio o del poder absolutista de Fernando VII, pero para los fines del seminario promovido por la Vicepresidencia el personaje central de esta pintura encarna al capitalismo, tema precisamente que será uno de los centrales de discusión y debate entre los especialistas invitados.

En este evento académico se destaca la participación del conferencista Robert Jessop, teórico del Estado capitalista. Jessop, sociólogo político doctorado en Cambridge y profesor en la Universidad de Lancaster, expondrá la conclusión de que los nuevos estados capitalistas emergentes “no son una alternativa viable”, menos una salida para Bolivia que está en pleno proceso de diseñar una teoría para su nuevo Estado Plurinacional. Entonces queda claro que el evento académico tiene un estricto corte anticapitalista y sintoniza perfectamente con todas las anécdotas e historietas que algunos servidores del gobierno del presidente Evo Morales han ido materializando durante estos últimos seis años. Destaca aquella invitación que realizó el Canciller Choquehuanca a diversos mandatarios y a grupos indígenas del mundo para celebrar en Bolivia el solsticio de verano (21 de diciembre), oportunidad en la que se producirá el fin del capitalismo y su emblema gaseoso, la Coca-cola.

También y en varias oportunidades, el presidente Evo Morales ha destacado su actitud rebelde contra los países capitalistas, a los que ha dicho no tener miedo, menos al imperio. Nunca dudó en remarcar que “el capitalismo no es ninguna solución para la vida y para la humanidad», Miedo no tiene al capitalismo, pero tampoco le faltan ánimos para servirse de él. Tanto es así que el Ministro de Economía y Finanzas Públicas ha colocado sobre la mesa bursátil unos bonos soberanos a 10 años por un valor de 500 millones de dólares, junto con un plan más o menos sensato para cotizar en Wall Street. Esta última movida gubernamental de la mano con el “inhumano capitalismo” ha sido muy criticada en los ámbitos socialistas, no por el hecho de que Bolivia este vibrando tardíamente en medio del mercado internacional de capitales; sino por haber entrado en el remolino de la especulación financiera que tanto ha oscurecido esas aguas impredecibles del capitalismo. To be o not to be, ¿eres especulador capitalista? o ¿anticapitalista teorizado?

Esperamos conocer las conclusiones de aquel seminario internacional anticapitalista que organiza la Vicepresidencia, y más sobre ese “ser o no ser” que tanta vacilación contagia al poder político en Bolivia, porque de lo contrario este evento se constituirá en otra maniobra de oportunismo clientelar, del que tanto se nutre el gobierno. Lo peor sería que esa imagen pictórica de Saturno caníbal, tan demonizada por Goya, se vuelque para identificar a los operadores fluctuantes del nuevo Estado Plurinacional.

error: El contenido textual de gonzalesyaksic.com está protegido en Bolivia por la Ley Nº 1322.