Igualdad entre los contribuyentes, misión imposible

La Constitución Política del Estado asegura la igualdad a todos los bolivianos ante la Ley y también garantiza el goce de todos los derechos consagrados a las personas para ejercer libremente cualquier actividad productiva y en especial el derecho de emprender la industria o el comercio con fines absolutamente lícitos.  El aspecto negativo de este principio radica en el hecho de que un gran número de comerciantes informales desde 1986 incrementaron a su favor esos «derechos humanos» y evitaron las obligaciones que la Carta Magna les imponía, con el pretexto de que son  pobres o pertenecen a sectores sociales oprimidos.  Con esta actitud la informalidad ha demostrado que no conoce límites legales y que su derecho al trabajo puede atacar, desbaratar y someter fácilmente al poder fiscal del Estado.

En general, los empresarios privados legalmente establecidos han preferido tener más obligaciones que derechos, y en ese sentido, desde que fue dictado el Decreto Supremo 21060, ofrecieron libremente al Estado sacrificarse de forma unilateral y desigual respecto de otros sectores sociales.  Esta inmolación se observa marcadamente en el cumplimiento de las obligaciones tributarias, en cambio los sectores informales han logrado el establecimiento ilegal de unos regímenes especiales que han desorganizado por completo el sistema tributario vigente como efecto de las reformas estructurales iniciadas hace 17 años.

La informalidad ha degenerado la fiscalidad nacional y el Estado se vio obligado a tergiversar la Ley 843 con el fin de satisfacer algunos grandes intereses económicos ocultos detrás del velo de la informalidad.  Es necesario recordar que los regímenes especiales fueron creados para lograr la transición, menos traumática posible, del anterior sistema tributario que fue abolido por la Ley 843 al nuevo sistema vigente.  La transitoriedad quedó definida y permitió que los pequeños comerciantes y los transportistas sindicalizados, inmoral e ilegalmente, estén exentos de pagar el IVA, RC IVA, el IUE y el IT. Esta transitoriedad ha durado 17 años y el universo de contribuyentes informales aumentó, contradiciendo la lógica de la disminución.  En síntesis, cada día hay más contribuyentes informales que desean entrar en un proceso de transitoriedad de las antiguas prácticas impositivas al régimen general tributario. ¿Hasta cuando durará esta transitoriedad. ?

Los últimos cuatro gobiernos, sobre este tema, sólo lograron consolidar y “legitimar” las exenciones impositivas del IVA, RC IVA, IT e IUE a favor de estos sectores informales haciendo uso de métodos abiertamente transgresores del ordenamiento jurídico nacional. La Ley 843, que es el exclusivo marco normativo de la fiscalidad nacional, no estipula en sus articulados las exenciones señaladas, porque asegura a todos los bolivianos, empresarios o no, pobres o no, los principios de la generalidad para pagar impuestos; y ante todo, la uniformidad y la igualdad de sacrificio de todas las personas y empresas frente a los impuestos. El gobierno actual debe estudiar este fenómeno para asegurar el compromiso de los empresarios legalmente establecidos para que continúen pagando impuestos, de lo contrario; ellos, «transitoria y paulatinamente», dejarán de pagar impuestos.

Los responsables del Ministerio de Hacienda fracasaron en el objetivo de eliminar las reglas del juego planteadas para los sectores informales y naufragaron en el afán de asimilarlos en la generalidad de las normas tributarias para ampliar la base poblacional de contribuyentes, que a lo largo de los próximos años hubiera provocado la disminución natural de las alícuotas de muchos impuestos.  El Gobierno dio un paso atrás en el logro de ese objetivo, debido a la presión política de la informalidad, postergando por otros 5 años la solución de este problema impositivo tangible.  Ahora no se sabe que determinación gubernamental ocasionó más daño al país: dar un paso atrás en la decisión de eliminar los regímenes tributarios informales o continuar con las políticas proteccionistas de la informalidad.

error: El contenido textual de gonzalesyaksic.com está protegido en Bolivia por la Ley Nº 1322.